La Forastera 2019 by garagewine

La Forastera 2019 by garagewine

GarageWine comenzó como un proyecto de rescate de variedades de uva autóctonas elaborando monovarietales y jóvenes. Pero la inquietud de los primos Toledo Ajenjo les mantiene en una tensión proactiva que nos trae novedades como este tinto que cato, y luego entro en detalles:


Pues sí, de momento para variar una uva «no autóctona» o mejor dicho no tradicional de Castilla La Mancha. Luego una crianza en barrica de roble francés y americano de trescientos setenta y un días, y además:

La etiqueta! Se han salido también de su estilo y han tenido a bien traer a una dama presumiblemente del salvaje oeste… genial!

Los detalles lo son todo, y GarageWine han mantenido la tarjeta con sarmiento y algo de información extra:

Así entre la contraetiqueta y la tarjeta queda casi todo claro, es un vino artesanal de una tirada de menos de mil botellas, con todo el cariño que transmite el dúo enológico de Jesús y Julián, cosa que aplaudo y comparto con gusto.

GarageWine Tinto Velasco 2020

GarageWine Tinto Velasco 2020

No me canso de decir que el vino sin una historia es solo vino, y este que cato hoy es el caso porque además de satisfacer el paladar del feliz consumidor tiene un valor social, el carácter solidario le aporta si cabe un puntito más agradable.

los primos Julián Ajenjo y Jesús Toledo han elaborado como costumbre un varietal manchego con el cariño y buen gusto que les caracteriza, pero además se han ofrecido a destinar parte del precio a una causa benéfica, y entre otras virtudes de este vino la etiqueta la elaborado un joven artista que disfruta de dónde desarrollar suerte gracias a asprodiq, centro social beneficiario de la venta de este tinto.

la variedad de uva Tinto Velasco es autóctona de La Mancha Toledana y está casi en extinción, unos cuantos agricultores valientes están defendiendo este patrimonio cultural gastronómico con uñas y dientes, como es el caso de los primos Toledo Ajenjo de Quintanar de la Orden, que en su bodega garagewine elaboran este tipo de variedades de poca producción pero que sabiendo hacerlo producen vinos de mucha calidad. Es el caso:

El vino sin una historia es sólo vino

Adán Israel
M. Pérez Syrah.

M. Pérez Syrah.

Es posiblemente uno de los cidad más curiosos que he probado, lejos de los tópicos este tinto se desmarca con un carisma muy peculiar.

La bodega se sitúa en la localidad conquense de Santa María de los Llanos, en la provincia de Cuenca, Castilla La Mancha. La propiedad ya me advirtió de que sería un vino tinto con un carácter muy especial. Doy fe.

La viña de la cueva colorá.

La viña de la cueva colorá.

Hace ya tiempo que esta casa me sorprendió con su Airén Finca Villalobillos, y debo decir que este Cencibel está a la altura, dame un minuto:

Hace un tiempo que Miguel me presentó su proyecto, hay materia prima Adán, y vaya que si la hay! Viñedos viejos con el valor añadido de ser familiares, se nota.

Ya ves como la etiqueta va avisando, viña de 1960, cinco hectáreas y media, aquí el cariño del respeto a la variedad, con un aporte contundente de barrica y esos quince grados sin complejos hacen de este rotundo vino un contundente abanderado de la Cencibel Toledana. Chicha digo yo.

Pago Mota Chardonnay

Pago Mota Chardonnay

Lo reconozco, me gusta mucho cómo trabaja la familia Arzuaga Navarro, admiro a Ignacio y aplaudo a su equipo. Pero con Pago Florentino me tocaron la fibra sensible y este cañón de Pago Mota tiene lo que me faltaba en la carta de vinos, dame un minutillo:

Es un bombazo de vino, potente y estructurado este Chardonnay ha sido fermentado en barrica y con esos nueve meses de maduración tiene una carga tánica deliciosa, y un potencial de guarda increíble. Apuesto que nos vamos a rifar las verticales de Pago Mota.

Yo lo he fichado al primer sorbo, me va a dar mucho juego en el menú gastronómico y hay una demanda creciente de este tipo de vino blanco. Sabroso, potente y con una relación calidad-precio inigualable.

Pin It on Pinterest